“Poty”, uno de los jugadores fundamentales del Unión Arafo.

Foto del Facebook del Unión Arafo.

Luis Daniel Navarro Trujillo “Poty” forma parte de la plantilla del equipo Regional del Unión Arafo María Auxiliadora.

Poty es un jugador polivalente con buena calidad y que se mueve en la delantera del equipo. Siendo juvenil llegó a jugar en la Categoría Preferente, y actualmente es uno de los jugadores fundamentales del equipo.

Para que la gente te conozca un poco más:

¿Cuál es tu currículo deportivo?

Empecé a jugar al fútbol en el CD Los Ángeles de Güímar y el Atlético Unión de Güímar hasta edad juvenil.

Mis dos primeros años de juvenil los pasé en el Unión Arafo María Auxiliadora y mi último año de juvenil regresé al Güímar.

Cuando llegué a regionales pasé por equipos como el Candela, Arico, Güimar B y está temporada regresé a Arafo.

Juegas en el centro del campo del equipo. ¿Te encuentras cómodo ahí o te gustaría jugar en otra posición?

Sí estoy cómodo. Donde más me gusta jugar es en la media punta para poder tener la libertad de aparecer en cualquier parte del campo.

¿Cómo valoras deportivamente tu actuación hasta ahora?

Pues la verdad es que me ha costado arrancar, pero poco a poco he vuelto a coger el nivel, aunque aún puedo dar mucho más.

¿Qué objetivo te marcas para esta temporada?

Tratar de mejorar la situación actual del equipo y ser más regular en mi juego.

El equipo está clasificado en la zona baja de la tabla.

¿A qué crees que es debido?

Pues la verdad no sabría decirlo. El fútbol es así y hay años que salen mejor y otros te salen así. Al final lo importante es no rendirse y tratar de mejorar.

¿Crees que hay posibilidades de salir de esa situación?

Es difícil pero no imposible ya que tenemos calidad para salir de ahí.

Uno de los hándicap del club es no tener el campo terminado, que lleva bastante tiempo en obras.

¿Afecta esto al trabajo del equipo y al rendimiento en los partidos?

Claro que afecta. Siempre se nota cuándo estas en tu campo y la afición grita. Se juega siempre con un poco más de ganas cuando juegas en casa y los otros equipos notan la presión de nuestro campo, pero por desgracia este año es como si siempre fuésemos visitantes.

¿Cómo son los entrenamientos en el Unión Arafo?

Son variados, tenemos días de físico que son los que menos me gustan y luego días de solo fútbol.

La plantilla del Unión Arafo María Auxiliadora es una mezcla de veteranía y juventud, ¿cómo lo valoras?

Está bien porque hace que los más veteranos nos ayuden con consejos a los más jóvenes ya que en estas categorías es muy importante la experiencia a la hora de llevar los tiempos de los partidos. Al final esa diversidad de edades hace que seamos un equipo bastante completo.

¿Cómo es el ambiente en el vestuario?

El ambiente es muy bueno, siempre hay buen rollo.

¿Quiénes son los jugadores más divertidos del equipo? ¿Y los más tímidos?

Los más divertidos son Fifo y Ruyman, y no creo que haya nadie tímido.

¿Cuál ha sido tu mejor momento en el equipo y cuál el peor?

Mi mejor momento fue en mi segundo año de juvenil, creo que el equipo de esa temporada es el mejor en el que he jugado. Jugábamos genial y éramos un grupo increíble. Mi peor momento fue ese mismo año por cómo caímos eliminados de la copa. Creo que ese grupo se merecía mucho más de lo que hicimos.

¿Qué es lo que más te gusta y lo que menos del fútbol?

Lo que más me gusta son los valores que aprendes y como aprendes a superarte a ti mismo y lo que menos es la física de los entrenamientos. Soy un jugador bastante vago en ese sentido.

¿Recuerdas un partido especial que hayas jugado?

Mi debut con el Güimar en Regional Preferente siendo aún juvenil. Fue algo increíble el poder jugar un partido de esa categoría.

Cuéntanos una anécdota que te haya ocurrido en el mundo del fútbol.

Tengo muchas, pero si tuviera que quedarme con una sería cuando marqué mi primer gol con el Arafo.

Recuerdo que esa temporada Ancor siempre me decía que tenía que tirar más a puerta porque yo casi nunca tiraba y en ese partido cogí el balón entre el área y el mediocampo y le pegué casi sin pensarlo. A día de hoy todavía no se como lo metí.

Algo que quieras añadir.

Darle las gracias a Ancor por que a pesar de todo siempre me ha abierto las puertas del equipo y por hacerme sacar siempre mi mejor fútbol.

Fran Estévez, 
ElDeportivo.es